Blogia
Un corazón equilibrista...LoKuRa

Duelo de lenguas en el super

Duelo de lenguas en el super No me lo puedo creer.... trabajo en un supermercado y no tengo leche para desayunar... ni zumo... ni nada... si es que ya lo dicen que en casa de herrero cuchara de palo! Bajo corriendo las escaleras y arranco el coche, llego tarde.
Me peino por el camino... bueno mas que peinarme, revuelvo el pelo con los dedos. Paso mas de 15 minutos intentando aparcar, esquivo a un señor mayor...ups no había visto el paso de cebra, miro por el retrovisor y lo veo levantando la garrota y moviendo las manos, no oigo lo que dice porque llevo la música altísima..y voy moviendo la cabeza como si fuera el muñequito del anuncio de levi´s.
Compro en la panadería una tarta de manzana... y mientras camino la engullo casi sin masticar, a la vez que voy poniéndome por el camino la bata blanca, saludo con la boca llena al chico que trabaja en el bar de al lado.

Cuando llego mi encargada me recibe con una mirada que me repasa y con las llaves de la caja registradora en la mano, llegas 10 minutos tarde me dice... yo me chupo los dedos porque tengo resto de hojaldre y miro la cola... es increíble... pero la gente, y mas si es un súper de barrio madrugan para comprar. A veces me robotizo para cobrar, me mecanizo... como intentando así separar el cerebro de mi cabeza y no morirme así con las conversaciones besugos que se tienen en un súper...

SRA Maria: uuyy hay que ver como se van los euros...me has cobrado bien el bote de Dixan niña?
YO: Si sra... a 9.90, pero no le sale mal que le regalan el 33% gratis, lo ve ( digo señalándole las letras gigantes del tambor de cartón)
Sra de la cola: ( estira la cabeza como si fuera una tortuga y sobre sale de las demás cabezas que hay en la cola) Con que te regalan el 33%?
Sra Maria: ( Muy orgullosa vuelve la cabeza y con una voz chillona) con el tambor de Dixan
Sra de al lado: Yo gasto Dixan y sale muy bien... y mira que mi nieto juega al furbol pero saca las manchas mu bien la verda!!

Yo espero con el cajón abierto a que me pague... buscando con la mirada donde están los técnicos y las cámaras, como si se tratara del Dixan de los cojones... 9.90 repito...y el chico de la cola mira el reloj como si tuviera prisa...a la señora siguiente le amontono la compra y paso por la banda deslizante los botes de tomate como si fueran pelotas de tenis... es que no la soporto.. es cotilla como ella sola y siempre revisa desconfiada el cambio que le devuelvo.

El siguiente es un chico... lleva una camiseta roja y a comprado solo un par de latas de refresco....pobre lleva esperando casi 5 minutos por dos latas... bueno también lleva caramelos que ha cogido por aburrimiento de las estanterías que hay hasta llegar a la caja... a todo el mundo le pasa... son las estanterías mágicas, las compulsivas.
Definitivamente me gusta su camiseta y la sonrisa que me ha puesto cuando le he dicho hola.... me des-robotizo y le ordeno las latas y los caramelos en la bolsa...3.90 le digo, se rebusca los bolsillos y al final con cara de interrogante me pregunta si puede pagar con tarjeta... le digo que tiene que coger algo mas, que el mínimo son 6 euros... coge otro paquete de caramelos y una botella de agua... paso la tarjeta y mientras espero el tono, miro hacia los lados... lo miro a el cuando es el que mira hacia los lados... se cruzan las miradas... y miro hacia el mostrador... que móvil mas chulo pienso, es el nuevo nokia el de la tapa negra.
Firma, se guarda el resguardo, me devuelve el boli y se va, al abrir la puerta gira la cabeza y me sonríe y yo le saco la lengua.

La voz del cliente del super
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

9 comentarios

Sasha -

Ay, señor, la diversa fauna del comprador! Estar en una caja o en un mostrador da para mucho estudio psicológico, te lo digo yo.
Pero encontrar una sonrisa y un guiño de cuando en cuando lo hace más llevadero.. :)
Yo también pongo el automático, es la única defensa ante la avalancha de prisas, desconfianza y gente con demasiado tiempo libre...sigh!

hatie -

siempre quise ser cajera de un supermercado... tienes suerte, pequeña :)

Rosi -

¡¡qué suerte la vuestra niña¡¡¡
conocer a coco en persona.
Estos son los momentos en los que no me importa que me llames...¡¡envidiosa¡¡
Besos de Nokias

RUFUS -

cuando he leído lo del anciano te he odiado con todas mis fuerzas, mi buena conciencia cívica no puede evitar tener estos malos pensamientos con los villanos que andan por el mundo a su bola, atropellando al prójimo (nunca mejor dicho), y encima con la música alta y moviendo la cabeza, grrrrr. Luego la encargada y la cola absurda de primera hora ya me ha reconciliado con tu persona. El enigma del chico de la camisa roja deja muchos interrogantes y hipótesis abiertas. Eso de que una cajera te saque la lengua rompe todos mis esquemas pre establecidos. Seguiré rumiando sobre el asunto. Salut

Azrrael -

El chico de la camiseta roja volverá!!! :-P

Amélie Poulain -

La Sra. María espera que sea tu turno para ir a comprar, porque sabe que siempre sabes encontrar algo positivo en su compra.

La señora cotilla espera que sea su turno para ir a comprar porque sabe que la devuelves bien el cambio y porque se muere de curiosidad por esa chica que mientras le amontona la compra no suelta ni palabra.

El chico de la camiseta roja el próximo día esperará a que sea tu turno para ir a comprar.

DonMario -

Pero pobre anciano, pudiste haberlo matado, si no del golpe, de un infarto.

marrakech -

Jajajaja ¿y no volvió a pedirte el teléfono o a esperarte a la salida?. Pero bueno, en que estaría pensando ese...

Jeo -

Eres muy mala
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres